MARIE-THÉRÈSE DE SUBLIGNY. El vestuario escénico como difusión de la cultura francesa

En esta publicación no trataremos un solo tema, sino vincularemos el acostumbrado comentario sobre una actriz o, en este caso, bailarina…con otros dos: los grabados de trajes y la promoción de moda.

Comencé con el interés sobre la bailarina francesa de finales del siglo XVII, Marie-Therese Perdou de Sublignyde, debido a su relevancia dentro de las de la Ópera de París. Al iniciar la búsqueda de imágenes para ilustrar la información, me encontré en la red un artículo que me llamó la atención y que merece ser compartido, sintetizando lo esencial de parte de su contenido. Se trata de una de las publicaciones que realiza el Periódico en línea del Museo Victoria & Albert de Londres (V&A Online Journal) de la autora, experta en historia del Diseño, Alice Dolan. Su título: “An adorned print: Print culture, female leisure and the dissemination of fashion in France and England, around 1660-1779” (“El grabado decorado: la cultura impresa, el ocio femenino y la difusión de la moda en Francia e Inglaterra, en torno a 1660-1779″).

Primero, comencemos con el personaje. Marie-Therese Perdou de Subligny (1666–1736) nació en el seno de una familia intelectual. Su padre era actor y escritor de libretos y en su casa reunía con frecuencia a artistas y literatos. Sin embargo, la afición del padre por la literatura y la cultura no la trasladó a su hija, quien le reclamó ya adulta, que nunca le enseñó a leer y escribir.

La interpretación fue el camino que siguió Marie-Thérèse, convirtiéndose a los 17 años en la bailarina principal ocupando el puesto de ‘sujet’ en” l’Académie Royale de Musique de París” en 1689, compañía junto a la cual apareció en el estreno de muchas óperas-ballets de Jean Baptiste Lully, Guillaume-Louis Pécour y André Campra. Con posterioridad alcanzó el rango de première danseuse de l’Académie, como sucesora de Mademoiselle de la Fontaine. Su entrada al mundo del espectáculo cortesano coincidió con la definición de la ópera francesa impulsada por Lully, como con la época en que las mujeres comenzaron a ser aceptadas en la danza profesional.

En el estudio que realizó Dóra Kiss. (2015 “Les partitions chorégraphiques citant Marie-Thérèse Subligny : sources d’hypothèses pour un portrait”), expresa que Subligny fue una innovadora en la danza, destacando la autora su aporte en las figuras coreográficas realizadas por la bailarina, sobre todo en sus piernas…Debemos recordar que en esas fechas, los movimientos del intérprete en la danza estaban pautados por los hombres, algo que comienza a cambiar con la entrada de la mujer al mundo danzario. Según Kiss, Marie Thérèse Perdou Subligny en sus participaciones como solista fue una pionera de la danza femenina, aportando una gran versatilidad, con un destacado virtuosismo de la técnica.

Uno de los aspectos de su carrera que ha quedado referenciado en la historia fue el impacto de su presentación en Londres, durante las temporadas entre 1702-1703. La conmoción de sus actuaciones se debió –además de sus cualidades técnicas posteriormente admiradas- a las expectativas creadas por ser la primera bailarina profesional que sería admirada por el público en Inglaterra. La presentación fue hecha en el Teatro de esa zona exclusiva londinense que esa el Lincoln’s Inn Fields, conjuntamente con el célebre Claude Balon, coreógrafo y ‘partenaire’ de la Subligny en la mayoría de sus actuaciones.

Es precisamente la notoriedad alcanzada por Marie Thérèse Perdou Subligny durante su estancia en Inglaterra, la que provocó que se comenzara a difundir su imagen a través de grabados y reproducciones de su imagen. Y nos centraremos en uno de ellos, que formaría parte de los llamados “grabados adornados” ó “impresiones decoradas”, tema central del trabajo de Alice Dolan.

El artista impresor Jean Mariette (1660-1742), publicó el grabado de Subligny a finales del siglo XVII o principios del XVIII. Pero el resultado que se encuentra actualmente en el Museo Victoria & Albert de Londres no es un grabado cualquiera, la técnica básica de la impresión fue coloreada y posteriormente decorada con diversos materiales para potenciar la atracción de la obra.

1688-1709.  Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny. Victoria & Albert Mueseum

1688-1709. Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny. Victoria & Albert Mueseum

La figura de la bailarina se encuentra en una actitud de baile, con los brazos extendidos y la punta visible de su pie. Su vestido corresponde a la indumentaria escénica y ha sido ‘adornado’ con trozos de seda, encajes en plata, cintas de raso, texturas que crean un efecto de gran lujo a la vestimenta y a todo el conjunto, resultado de un trabajo artesanal de extrema delicadeza. Según señala la autora, las investigaciones realizadas impiden delimitar con exactitud la fecha exacta en que se ‘adornó’ el grabado original, estableciendo los expertos que estaría entre los años 1660 y 1779.

Ya fuera publicado y difundido antes o después, no queda duda que este tipo de grabado confirma el poder de difusión de modas y modos a través de los medios artísticos, en este caso, en la fusión de dos de ellos: el teatro (ópera-ballet) y el arte gráfico o aplicado (por la labor artesanal de la decoración del grabado). A pesar de que la autora del trabajo citado concluye que el grabado ‘decorado’ de Marie Thérèse Subligny no constituye un grabado de moda (en tanto representa personajes de ficción alegóricos y no reales) opinamos que no siendo un grabado de moda como tal (como los correspondientes al “Mercure Galant”) sí constituye una vía de difundirla debido a que el traje escénico- durante esos siglos- era una versión de la moda del momento.

1688-1709.  Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny (detalle). Victoria & Albert Mueseum

1688-1709. Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny (detalle). Victoria & Albert Mueseum

Basta por analizar el grabado en cuestión. La estructura del vestido responde a la moda de la segunda mitad del siglo XVII: cuerpo ajustado con cintura alargada, con el frente aplanado por un “stay”, falda con sobrefalda abierta al frente que se prolonga detrás con una cola…El único elemento un poco diferente es la amplitud de las mangas (posiblemente para facilitar el movimiento de los brazos), las cuales generalmente para la indumentaria civil eran más ajustadas hasta el codo.

1688-1709.  Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny (detalle). Victoria & Albert Mueseum

1688-1709. Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny (detalle). Victoria & Albert Mueseum

Destaca la presencia de los falsos lunares en el rostro de la bailarina, tal como era la moda francesa del momento. Llamados en francés “mouche” (“mosca”), los cortesanos parisinos impusieron la costumbre de los lunares no solamente como estética sino como parte del galanteo de la corte. Se utilizaron de múltiples formas (estrellas, círculo y corazones).

1688-1709.  Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny (detalle). Victoria & Albert Mueseum

1688-1709. Jean Mariette (publisher). Grabado decorado que reproduce a Marie-Thérèse Perdou de Subligny (detalle). Victoria & Albert Mueseum

Las damas y los caballeros se los colocaban cuando iban a fiestas y, guardando otros en un pequeño estuche, podía cambiar la disposición de los mismos al antojo de su dueña o dueño. Estos lunares, recortados en tela de seda o terciopelo negro, se colocaban cerca de los ojos, junto a los labios, en las mejillas, en la frente, en el cuello y en los pechos. Los utilizaban tanto los hombres como las mujeres. Con este detalle…¿no se evidencia que se están difundiendo las costumbres francesas?

Si bien es cierto que el texto, la expresión oral o escrita con la descripción de los trajes de moda eran las vías más potentes hasta el momento para la difusión de la moda francesa en Europa, en breve la información visual reemplazaría a la escrita…las primeras revistas de moda comenzarían a proliferar en el siglo siguiente. Si a estos grabados ‘adornados’ se les añade, además, tejidos, texturas y color…estamos también ante una muestra de la promoción no solamente de las líneas de la moda parisina, sino de la calidad de su producción textil. No cabe duda que los ‘grabados adornados’ serán de gran importancia para la exportación del lujo de la moda francesa….aunque sean reproduciendo una vestimenta escénica.

Más información en:

Dóra Kiss. (2015) “Les partitions chorégraphiques citant Marie-Thérèse Subligny : sources d’hypothèses pour un portrait”. En: Recherches en dance. En línea:http://danse.revues.org/871

Alice Dolan.(2011). “An adorned print: Print culture, female leisure and the dissemination of fashion in France and England, around 1660-1779”. En: V&A Online Journal Issue No. 3 Spring 2011. En línea:http://www.vam.ac.uk/content/journals/research-journal/issue-03/an-adorned-print-print-culture,-female-leisure-and-the-dissemination-of-fashion-in-france-and-england,-c.-1660-1779

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s