KURT SCHMIDT. “The Mechanical Ballet”

Aunque no he realizado una publicación dedicaba solamente a la actividad teatral de la Bauhaus, he mencionado esta escuela en varios apuntes, entre ellos, el dedicado a uno de sus profesores -Xanti Schawinsky- sobre su obra y trabajo desarrollado en el mítico centro Black Mountain College, de Carolina del Norte (“Xanti Schawinsky. El teatro como universo estético”, 20 septiembre, 2014).

Muchas y extensos textos existen sobre las vanguardias escénicas, algunos de sus movimientos y principales exponentes. Sus manifestaciones en el campo de la plástica escénica, los he abordado en mis apuntes. Expresionismo, futurismo, dadaísmo, constructivismo…marcaron, en algunos casos, tendencias estilísticas en el quehacer de escenografía y vestuario hasta nuestros días.

Por diversos caminos, utilizando los elementos de la escena de una u otra forma, los reformadores de la escena y sus seguidores, en los años que siguieron a la Primera Guerra Mundial proponían a la representación teatral un amplio campo de innovaciones. Dentro de ese amplio panorama de cambios, la Bauhaus se destacó, fundamentalmente, como espacio docente y con gran dosis de experimentación que incorporó, por primera vez, un taller de teatro dentro de una escuela de arte. Al frente de este taller estuvo inicialmente Lothar Schreyer, pintor y dramaturgo expresionista, miembro del grupo ‘Der Sturm’ en Berlín, quien supervisó y dirigió las primeras representaciones teatrales que constituyeron una extensión de las puestas del teatro expresionista ya presentada en Berlín y Munich cinco años atrás.

Las teorías teatrales y sobre el diseño de la escena surgidas dentro de la Bauhaus, constituyen un fenómeno especial, indisolublemente relacionadas a un nombre: Oskar Schlemmer. La verdadera dimensión del taller de teatro de la Bauhaus la adquirió cuando, una vez presentada la renuncia de Scheyer, se le transfiere la dirección a Schlemmer. Pintor y escultor con experiencia, transformó toda la filosofía del taller, demostrando una gran habilidad para trasladar su talento pictórico a la escena. Su teoría de que no existían límites en las artes dio por resultado que los experimentos realizados en su taller se convirtieran rápidamente en centro de las actividades de la Bauhaus, consolidándose su posición como director general del teatro de la escuela. Uno de los muchos alumnos de este mítico centro fue el artista-alumno Kurt Schmidt.

Kurt Schmidt (1901-1991) estuvo en la Bauhaus entre los años 1920-1925, destacándose como alumno en algunos de los proyectos teatrales. Como en la mayoría de los estudiantes, la influencia de Oskar Schlemmer era evidente. Las puestas en escena –algunas realizadas como verdaderos ‘divertimentos’ de los jóvenes en el taller teatral- eran especies de ballets o danzas que enfatizaban de manera crítica, la mecanización y automatismo como expresión de los nuevos tiempos.

Uno de los trabajos más promovidos de Kurt Schmidt fue su “Ballet Mecánico” (“The Mechanical Ballet”), el cual comenzó a preparar desde finales de 1922 junto con sus colegas George Teltscher y Friedrich Wilhelm Bolgler. El espectáculo contaba con cinco figuras y duraba no más de media hora. Los actores-bailarines quedaban ocultos tras paneles coloristas, el fondo negro posibilitaba que se destacaran los colores en los simples movimientos mecánicos creados.

By Kurt Schmidt (1901-1991), 1923

Diseño de escenario y vestuario de Kurt Schmidt para “Ballet Mecánico”, 1923

Kurt Schmidt – The man in front of his dashboard

Diseño de escenario y vestuario de Kurt Scmidt para “Ballet Mecánico”, 1923

En esta ocasión, Schmidt, Teltscher y Bolgler, al contrario que su maestro, no centraron su atención en la figura humana y en las tensiones generadas entre esta y el espacio, sino que los diseños de Schmidt hicieron desaparecer el cuerpo detrás de las formas con el objetivo de mostrar un ‘cuadro abstracto en movimiento’.

“El Ballet Mecánico” ha sido representado posteriormente en varias ocasiones, reconstruyendo los diseños y la coreografía de la puesta original. Así se ha hecho por el “Theater der Klänge” en 1987, en Dusseldorf, que lo mantiene en su repertorio y cuyas imágenes he utilizado para esta publicación.

Kurt Schmidt with F.W. Bogler and G. Teltscher, »Mechanical Ballet«, 1923, New Production - Theater der Klänge, 2009,-

Puesta en escena de “Ballet Mecánico” de K. Schmidt, Bogler y Teltscher por el Teatro de Klänge, 2009

Key visual of the exhibition, Kurt Schmidt with F.W. Bogler and G. Teltscher, 'The Mechanical Ballet', 1923, new production from Theater der Klänge, 2009

Puesta en escena de “Ballet Mecánico” de K. Schmidt, Bogler y Teltscher por el Teatro Kläge, 2009

Un año después, en 1924, Kurt Schmidt desarrolla otro proyecto: “The Man at the Control Panel” (“El hombre en el panel de control”), en esta ocasión, más cercano a las teorías de su maestro Schlemmer. Los diseños así lo evidencian: la figura humana, aunque distorsionada y convertida en muñeco, era visible. No se oculta, sino que se transforma. Con ello, Schmidt se suma a los experimentos del taller de teatro centrados en la relación del cuerpo con el espacio y, sin abandonar la idea de la mecanización, se acerca a los diseños ya creados para el famoso “Ballet Triádico” de Schlemmer.

1924. Performer from Bauhaus Stage Production 'Man at the Control Panel' by Kurt Schmidt

kurt schmidt - dancers from the weimar bauhaus stage production of 'man at the control panel'

Kurt Schmidt, The Man at the Control Panel, um 1924--

Diseños de Kurt Schmidt para “The Man at the Control Panel”, 1924. Archivos de la Bauhaus

Resulta difícil sin visualizarlos, poder valorar, apreciar y, sobre todo, disfrutar de estos proyectos del teatro de vanguardia de los intensos años de las búsquedas y experimentos. Pero gracias a los diseños que han llegado a nuestros días, podemos tener una idea cercana, al menos, de la estética y, al leer los textos de los autores, conocer el contenido que se pretendía expresar.

A pesar de que los aportes a la plástica escénica de La Bauhaus no fueron significativos en cuanto a la creación de un estilo o tendencia determinados, sí marcaron el inicio de un concepto verdaderamente multidisciplinar del hecho escénico y su aplicación a la formación y educación de los teatristas. Asimismo propició la creación de numerosos textos que recogen las reflexiones de los artistas plásticos que adaptaron su arte y lo transformaron a las necesidades de la escena, la experimentación y la búsqueda de una nueva realidad.

Más información:

Turner, K. (2015). Dramaturgy and Architecture: Theatre, Utopia and the Built Environment. Palgrave Macmillan

Siebenbrodt, M. y Schöbe, L. (2012). Bauhaus. New York: Parkstone International

Commentz, S. The Bauhaus exhibition at the Vitra Design Museum. 18. September 2015. En línea:https://www.mercedes-benz.com/en/me/inspiration/she/lifestyle-she/itsalldesign-the-bauhaus-exhibition-at-the-vitra-design-museum/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s